25 de mayo de 2009

ELEMENTOS DE LA NARRACIÓN

Elementos de la narración
Son elementos de la narración:

El narrador: es la persona que cuenta la historia. Si cuentas lo que te ha sucedido, tú eres el narrador. En los cuentos, el narrador es el va contando lo que sucede y presentando a los personajes.

Los personajes: son los seres a los que les ocurren los hechos que el narrador cuenta. Si cuentas lo que te ha pasado a ti, además de ser el narrador eres un personaje de la historia. Si cuentas lo que les ha pasado a tus padres, los personajes son ellos.
La acción: son los hechos que se cuentan en el relato.
El marco narrativo: está constituida por el tiempo y el espacio donde se desarrolla la acción.

El Narrador
Es el quien narra o cuenta la historia. Sus características son:
  • Selecciona los hechos.
  • Los presenta de un modo determinado según su propósito.
  • Marca el tono de narración.
  • Ordena los hechos.
  • Caracteriza a los personajes.
  • Guía el transcurso de la acción.

Dependiendo del punto de vista de ubicación del narrador en la historia o cuento, puede haber varios tipos:

Narración en primera persona: El narrador es a la vez protagonista o es un personaje de la historia Si cuenta su propia vida se llama autobiografía.

El narrador en primera persona puede ser:

  • Narrador Protagonista. El narrador es también el protagonista de la historia (autobiografía real o ficticia).

    La decadencia familiar había comenzado antes incluso de que yo naciera, concretamente con el desastre de Cuba, que ocasionó las pérdidas de nuestras…
    Juan Manuel de Prada
    Las máscaras del héroe
  • Narrador Personaje Secundario. El narrador es un testigo que ha asistido al desarrollo de los hechos.

    No era el hombre más honesto ni el más piadoso, pero era un hombre valiente. Se llamaba Diego Alatriste y Tenorio, y había luchado como soldado en los tercios viejos de en las guerras de Flandes. Cuando yo lo conocí malvivía en Madrid…
    Arturo y Carlota Pérez Reverte
    El capitán Alatriste
  • El monólogo interior. Consiste en reproducir en primera persona los pensamientos de un personaje tal como brotarían de su conciencia, mezclando recuerdo con razonamientos y asociaciones espontáneas en aparente desorden.

    Y ese muchacho andará por ahí hecho un perdido, como si fuera un perdido, igual que mi difunto, cuando él en realidad es otra cosa y lo bien que le vendría a nuestra niña…
    Luis Martín Santos
    Tiempos de Silencio

Narración en segunda persona. El narrador crea el efecto de estar contándose la historia a sí mismo o a un yo desdoblado.

En aquel hospital anónimo de la anónima y dilatada ciudad, durante largas noches en vela y su silencio puntuado con toses y con ayes, habías vuelto a la vida horro de pasado como de futuro, extraño y ajeno a ti mismo, dúctil, maleable, sin patria, sin hogar, sin amigos, puro presente incierto, nacido a tus treinta y dos años Álvaro Mendiola a secas, sin señas de identidad .
Juan Goytisolo
Señas de identidad


Narración en tercera persona. El narrador cuenta la historia, con un personaje que ha creado, pero no interviene en ella, sólo contempla todo lo que sucede, el conoce todo los pensamientos y reacciones de los personajes.

Es un espectador. El narrador en tercera persona puede ser:

  • Narrador Omnisciente (que todo lo sabe). El narrador omnisciente es aquel cuyo conocimiento de los hechos es total y absoluto. Sabe lo que piensan y sienten los personajes: sus sentimientos, sensaciones, intenciones, planes, etc.

    Por su parte Luís Trías interpretó el gesto de ella como una clara señal de despedida, y decidió que había llegado el momento de marcharse –solo dos años después sabría que aún pudo intentarlo otra vez y con posibilidades de éxito, de haberse atrevido a abrazarla.
    Juan Marsé
    Últimas tardes con Teresa

  • Narrador Observador u objetivo. Sólo cuenta lo que puede observar. El narrador muestra lo que ve, adopta una postura neutra y solo cuenta los aspectos externos, los que observa desde afuera. Refleja conductas humanas pero no las juzga, pues no posee un saber absoluto. La profundidad psicológica de los personajes se expresa a través de los diálogos. No es muy frecuente.

    - Bueno, ya no te rías, para ya de reírte, déjate de eso, anda, escucha, ¿me quieres escuchar?

    - Mujer, ¿también te molesta que me ría?

    Lucita se incorporaba; quedó sentada junto a Tito; le dijo

    - Que no, si no es eso, es que ya te has reído…

    Rafael Sánchez Ferlosio
    El Jarama

Los Personajes

Los personajes son los seres que aparecen en una historia. Pueden ser personas, animales e incluso objetos animados o inanimados. Cuando los personajes son seres inanimados se suelen comportar como si lo fueran y actúan y sienten como seres humanos.

Los personajes de una narración tienen una determinada personalidad: pueden ser generosos, avaros, miedosos, malvados, divertidos, etc. Pueden ser igual durante toda la historia o cambiar a lo largo de ella.

Los personajes se dividen en:

Personajes principales, Entre los personajes principales se encuentra el protagonista que es el que más destaca, el que lleva la parte más importante de la acción. En muchos relatos aparece también el antagonista, un personaje negativo, "el malo", que se enfrenta al protagonista.

Personajes secundarios, son aquellos personajes cuyas acciones en la historia contribuyen en la trama principal del protagonista.

La acción

Es el conjunto de episodios narrados. Se refiere a las cosas que pasan en un tiempo determinado que siguen un orden concreto. Hemos de distinguir entre hechos y forma de presentarlos:

  • Argumento: Explicación coherente y ordenada de todos los acontecimientos narrados, independientemente de cómo se narren.
  • Trama: Orden en que el narrador presenta los acontecimientos, no siempre de forma ordenada y coherente, sino de las siguientes formas:

Orden lineal: Cuando los hechos se cuentan desde el principio hasta el final.
Mitad del relato: Se empieza en un momento y a partir de él se cuenta lo que pasó antes y después.
Por el final. Se empieza por el final y, a continuación, se cuentan los hechos anteriores.

El marco narrativo:

Lo constituyen el tiempo y el espacio.

El tiempo: Expresa el orden en que trascurren los hechos que se cuentan. Se puede distinguir entre tiempo interno y externo.

El tiempo interno o narrativo es aquel que abarca lo que dura la acción, pudiendo distinguirse:

  • Un ritmo lento: cuando la acción dura solo días o incluso horas. La primera parte de La Regenta abarca tres días.
  • Un ritmo rápido: cuando la acción dura varios años o generaciones. La segunda parte de La Regenta resume tres años.

El tiempo externo o histórico se refiere a la época, al tiempo histórico en que se desarrolla la acción. Ejemplo la Edad Media.


El espacio: Los diferentes lugares o espacios en los que se desarrolla la acción. Muchas veces se puede deducir el sitio donde ocurre la acción sin necesidad de que sea especificado por parte del narrador. Los podemos agrupar en alguna de las siguientes categorías:

  • Espacio rural
  • Espacio urbano
  • Espacio real o histórico
  • Espacio verosímil (posible o creíble)
  • Espacio ficticio
  • Espacio reflejo (la descripción del espacio refleja el estado de ánimo del narrador o personaje..